×
28
Fashion Jobs
ADIDAS
Senior Manager Sales Development
Indefinido · Panama City
ADIDAS
sr. Manager Trade Marketing
Indefinido · Panama City
BIMBA Y LOLA
Vendedor/a - cc Multiplaza
Temporal · PANAMÁ
ADIDAS
Senior Specialist Store Development (Temporary)
Temporal · Panama City
ADIDAS
Team Leader Temporal
Indefinido · Panama City
ADIDAS
Director Rewards - Latin America
Indefinido · Panama City
ESTEE LAUDER
Finance Planning & Analysis Corporate Intern - Bright Future Internship Program
Prácticas · Panama City
ESTEE LAUDER
Special Projects Intern - Bright Future Internship Program
Prácticas · Panama City
ESTEE LAUDER
HR Services na Intern - Bright Future Internship Program
Prácticas · Panama City
ESTEE LAUDER
na Talent Acquisition Intern - Bright Future Internship Program
Prácticas · Panama City
ESTEE LAUDER
Procure to Pay po Management, sr. Analyst
Indefinido · Panama City
ESTEE LAUDER
HR Services Latam Intern - Bright Future Internship Program
Prácticas · Panama City
ESTEE LAUDER
Finance Planning & Analysis Regions Intern - Bright Future Internship Program
Prácticas · Panama City
ESTEE LAUDER
Order to Cash Transformation Intern - Bright Future Internship Program
Prácticas · Panama City
ESTEE LAUDER
Global Brands Innovation Intern - Bright Future Internship Program
Prácticas · Panama City
ESTEE LAUDER
Global Brands Optimization Intern - Bright Future Internship Program
Prácticas · Panama City
ESTEE LAUDER
Global Brands Expansion Intern - Bright Future Internship Program
Prácticas · Panama City
ESTEE LAUDER
Transformative Analytika Intern - Bright Future Internship Program
Prácticas · Panama City
ADIDAS
Shipping Specialist - Colon
Indefinido · Colón
ADIDAS
Senior Specialist Purchasing (Temporary)
Temporal · Panama City
ADIDAS
sr. Specialist Visual Merchandising (Temporary 6 Months)
Temporal · Panama City
ESTEE LAUDER
Order to Cash Transformation, sr. Analyst
Indefinido · Panama City
Traducido por
Rocío ALONSO LOPEZ
Publicado el
1 jul. 2022
Tiempo de lectura
11 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

Ralph Toledano habla sobre su trabajo al frente de la Fédération de la Haute Couture et de la Mode

Traducido por
Rocío ALONSO LOPEZ
Publicado el
1 jul. 2022

Este viernes se produjo un relevo, ya que Ralph Toledano se ha retirado como presidente de la Fédération de la Haute Couture et de la Mode, el órgano de gobierno de la Alta Costura francesa.


Ralph Toledano - DR


Desde su nombramiento en 2014, en dos periodos de mandato como presidente, Toledano ha conseguido reunir un equipo de directores generales con ideas afines, que han dirigido una importante renovación en la federación, y el fortalecimiento del lugar único de París en el ecosistema de la moda del planeta. El nombramiento de su sucesor, Bruno Pavlovsky, será anunciado oficialmente este viernes por la tarde.
 
Hace una década, la posición de París como la Semana de la Moda más importante del planeta, tanto para hombres como para mujeres, estaba quizás amenazada. Pero durante el mandato de Toledano, la reputación de la ciudad como "primus inter pares", o primera entre iguales, se ha acelerado claramente por delante de Londres, Milán o Nueva York.
 
A lo largo de su excepcional carrera, Toledano ha guiado, en distintas etapas, las trayectorias creativas de media docena de diseñadores de fama mundial. Hace tres décadas, fue el director general de Karl Lagerfeld, en un periodo de notable crecimiento para la firma de la leyenda alemana. Toledano fue también el hombre que descubrió a Alber Elbaz, sacando al brillante diseñador israelí de la oscuridad que suponía trabajar para Geoffrey Beene, y lanzándolo al estrellato en Guy Laroche.
 
Posteriormente, dirigió a Stella McCartney en Chloé y, tras la marcha de la heredera del Beatle para fundar su propia casa, fue presidente de la misma cuando Phoebe Philo se convirtió en la diseñadora más admirada de París a principios de siglo.
 
Toledano también ha sido presidente de Jean Paul Gaultier, y hoy en día, su principal trabajo diario es el de presidente de Victoria Beckham. No es de extrañar, pues, que cuando se dice el nombre de Ralph en los círculos de la moda de París, la gente se refiera a Toledano, de 70 años, y no a un estadounidense llamado Lauren. No está mal para alguien nacido en Casablanca, que emigró a París con tan solo 18 años.
 
Así pues, nos sentamos a analizar la trayectoria de Toledano en la federación, a escuchar sus elogios hacia sus compañeros de dirección y a valorar su equipo de gestión en la organización.
 
Fashion Network: Cuando llegó a la presidencia de la federación, ¿cuáles eran sus objetivos para el futuro?

Ralph Toledano: En primer lugar, consolidar y reforzar el papel de París como capital mundial de la moda.
 
Segundo, realizar un viejo sueño que teníamos. Crear una escuela de moda en París capaz de competir con las más grandes y convertirse en la mejor escuela de moda del mundo. Resultaba irritante cuando éramos, en términos de poder económico, la ciudad más fuerte con diferencia, y sin embargo teníamos que reclutar a nuestros diseñadores de fuera. Así que fue un sueño durante mucho tiempo. Teníamos la escuela de la Chambre Syndicale, pero era sobre todo técnica y no se dedicaba a la creación.

El tercer objetivo, que siempre ha sido importante para mí, era dar un impulso muy fuerte a las marcas emergentes. El cuarto era adoptar una gestión acorde con las exigencias del mundo actual, siendo transparente, clara y comprensible para todos.
 
Detrás de todo eso, teníamos que encontrar los medios financieros. Evidentemente, porque para la escuela eso significaba mucho dinero. Luego, personalmente, tenía otro deseo muy fuerte. Tenía la impresión, hablando con la gente, de que la federación era considerada una especie de taquilla, en la que podías conseguir un espacio para un desfile. Y yo dije que no, que eso no es lo que queríamos. Queríamos que la federación fuera una organización que se ocupara de todos los temas de la moda y, sobre todo, que integrara a toda la gente de la moda. Y que un día se convirtiera en la casa de la moda, la casa de las empresas, pero también la casa de los artistas, los estilistas y los productores. Ese era mi sueño.


Ralph Toledano y Alber Elbaz


FNW: Vivimos en una época en la que las mujeres ocupan cada vez más puestos de responsabilidad. Históricamente, había bastantes modistas y diseñadoras, pero relativamente pocas mujeres con capacidad de decisión. ¿Qué papel debe desempeñar la federación para invertir esta tendencia?

RT: Esta es una cuestión muy importante. Cuando asistimos a las reuniones de la federación, vemos muchos hombres y pocas mujeres. En lo que respecta a los responsables de la toma de decisiones, mi predecesor era un hombre y el predecesor de mi predecesor era un hombre. Eso es lo que ocurre en muchas federaciones en Francia. Esto es una verdadera anomalía, sobre todo porque creo que las mujeres son mucho más competentes que los hombres para comprender plenamente el mundo de la moda. Porque tienen esta sensibilidad, esta intuición que los hombres no suelen tener. Así, la primera mujer que entró en el comité ejecutivo de la federación fue Francesca Bellettini (CEO de Saint Laurent), donde hasta entonces sólo había hombres. Nos unimos cuatro hombres, Sidney Toledano (CEO de LVMH Fashion Group, con quien no comparte parentesco), Guillaume de Seynes (Hermès), Bruno Pavlovsky (CEO de la división de moda de Chanel) y yo.
 
(El pasado mes de junio, Sidney Toledano fue nombrado presidente de la IFM, sucediendo a André Beirnaert, quien había sucedido al fundador Pierre Bergé)
 
Dentro de la federación hay tres cámaras sindicales: la de Alta Costura, la de womenswear y la de menswear. Pedimos a las mujeres que fueran candidatas porque lo que he observado es que a menudo no se atreven a presentarse. Pues bien, enseguida tuvimos a Séverine Merle (CEO de Celine), Francesca Bellettini, para menswear y womenswear; y más tarde les sucedieron más mujeres, Elsa Lanzo (CEO de Rick Owens) y Anouck Duranteau (directora general de Isabel Marant).
 

Pascal Morand - DR


FNW: En su opinión, ¿cómo se compara París con las otras tres grandes capitales de la moda: Londres, Milán y Nueva York?

RT: En primer lugar, no me gusta hablar de los demás, así que no lo haré. Pero, por supuesto, cambiamos la página web enseguida, pero la gran historia, el gran cambio, fue en la época de la pandemia. Recuerdo muy bien que, de milagro, conseguimos terminar los desfiles de febrero de 2020. Luego, muy rápidamente, nos planteamos la pregunta de ¿qué hacemos para los hombres en junio? ¿Qué vamos a hacer para la Alta Costura en julio ante la crisis sanitaria? Tuvimos una reunión del comité ejecutivo y muy rápidamente la decisión fue cancelar.
 
Así que empezamos a pensar en lo digital. El equipo de la fédération, dirigido por Pascal Morand, hizo un trabajo extraordinario. Enseguida nos pusimos en contacto con Launchmetrics, que creó nuestra web. Encontraron corresponsales por todas partes. Lo que me gusta es que una federación tiene un lado institucional, pero también tiene empresarios. Todo el equipo de la federación se implicó totalmente en esto y tuvimos nuestra primera plataforma. Es un verdadero placer, una alegría, haberlo hecho. Creo que fue el gran punto de inflexión en nuestra digitalización. Después, lo ampliamos a los directos, luego a las entrevistas, e incluso lo extendimos al arte y la cultura.
 
Cuando empezamos, teníamos cero seguidores en Instagram y hemos pasado a tener 700 000. Hemos establecido la marca Paris Fashion Week en las redes sociales. Estamos muy presentes. Ha sido muy, muy gratificante.
 
FNW: Lo que siempre me ha llamado la atención es que la fédération no tenga el mismo presupuesto que el British Fashion Council. El del BFC es tres o cuatro veces mayor que el de la fédération, e incluso el de Nueva York es dos o tres veces mayor que el de París. Dígame qué hizo para cambiar eso.

RT: Esta es una pregunta muy interesante y en la que creo que hay que trabajar mucho. De hecho, una de las primeras decisiones que tomé fue aumentar las cuotas, aunque ya no tengo las cifras en la cabeza. Cuando llegué y me presentaron el presupuesto para el año siguiente, me costó un poco darme cuenta. La cuota se basa en el tamaño de las empresas, hay escalas entre un tamaño y otro. Pero nuestras cuotas son muy bajas comparadas con las de Londres, Nueva York o Milán. Es un fenómeno histórico.
 
No tengo la respuesta, pero es posible que nuestras marcas no hayan tenido el apetito de aumentar su contribución. Es posible. Pero lo cierto es que en relación con nuestras ambiciones, e independientemente del IFM, hemos aumentado mucho los servicios a los miembros en todos los ámbitos: comisión de desarrollo sostenible, comisión de innovación, comisión jurídica, comisión legal, seminarios, formación, tutorías y, durante la pandemia, ayuda a las marcas jóvenes.


Bruno Pavlovsky - DR


FNW: ¿Cómo consiguió el dinero para el IFM?

RT: En realidad, fue financiado esencialmente en 85-90 % por los miembros del comité ejecutivo y los grandes grupos que representan como Richemont, Lanvin, LVMH, Saint Laurent, Hermès y Chanel. La contribución de Richemont no fue ni mucho menos pequeña. Conseguimos recaudar casi 6 millones de euros. Del mismo modo, creamos este nuevo departamento de marcas emergentes, del que Serge Carreira se ocupa fantásticamente. Ofrece muchos servicios que la gente no siempre conoce, ayudando a las empresas jóvenes. Ahora vamos a institucionalizar un presupuesto para ayudar a las marcas emergentes.
 
FNW: Cuando aumentaron las contribuciones, ¿cuál fue el porcentaje de aumento?

RT: Sinceramente, las cantidades no son enormes. Cuando estás con una gran marca y muestras ropa de hombre, de mujer y de Alta Costura, las cantidades son más importantes. Pero las cantidades para las marcas jóvenes son muy bajas. Ha habido una aparición de grandes grupos en el gobierno de la federación. Así pues, es el proyecto de Sidney, el de Bruno y el de Guillaume. Por lo tanto, en todo lo que se refiere a los asuntos públicos hoy en día, tanto en París como en Bruselas, recurrimos realmente a expertos de gran calidad.
 
FNW: ¿Cómo ayudan a la próxima generación?

RT: Es el motivo por el cual creamos la escuela. Porque cuando nos miramos, pensamos que París es la mayor capital de la moda del mundo, pero cuando buscamos gente con talento, nos vamos al extranjero.

Anteriormente, todos los diseñadores parecían venir de Central Saint Martins. Ahora es diferente, porque queríamos que la gente viniera de París. Y los primeros graduados, la primera licenciatura del IFM, es este año.
 
FNW: ¿Ha sido Pascal Morand uno de los actores más importantes?

RT: Pascal, que se convirtió en nuestro presidente ejecutivo, es mi socio. Trabajamos juntos todos los días. Pascal nos ha aportado mucho. Es un economista que domina la tecnología y el desarrollo sostenible. Es alguien que conoce perfectamente el sistema académico. Además, es alguien extremadamente culto e inteligente. Eso es mucho. Así que ha sido un trabajo en equipo y no una hazaña individual.
 
FNW: ¿Cuál ha sido el secreto para encontrar compromisos con los grandes grupos de la moda y trabajar en armonía?

RT: Es muy sencillo. Cuando entramos en la sala de reuniones, todo el mundo se olvida de dónde trabaja. En los ocho años en los que fui presidente, no hubo ni la sombra de un desacuerdo entre nosotros. Este grupo data de hace 20 años. Ya estábamos en las diferentes "chambres" (cámaras). Así que llevamos 20 años trabajando juntos. Cuando finalmente nos encontramos al mando en 2014, todos nos olvidamos de dónde trabajábamos.
 

El show de otoño/invierno 2021-2022 de Saint Laurent en París - Foto: PixelFormula


FNW: A nivel internacional, ¿cree que ha conseguido consolidar la reputación de París en la moda?

RT: Estoy seguro de que sí. Leo como usted, veo como usted y veo todos los desfiles. Veo cómo muchos diseñadores del extranjero quieren venir a París. Otro fenómeno es que París fue la capital de la moda femenina durante mucho tiempo y hoy es también la capital de la moda masculina. Hubo un periodo en el que la capital de la moda masculina era Milán. Pero ahora vuelve a serlo París.

La Alta Costura ha pasado por momentos difíciles, pero hoy es muy fuerte. Eso es indiscutible. Ahora bien, eso no significa que vaya a durar siempre. Por definición, es precaria. Nuestro trabajo es garantizar que persista. Este estatus se basa en la creación, el saber hacer, la innovación y la selectividad. Esto es lo que nos interesa. Históricamente, queremos seguir acogiendo a los diseñadores extranjeros. Tenemos a los japoneses, los belgas, los chinos, los españoles y los ingleses. Solo en París puedes encontrar tantos diseñadores extranjeros. Es nuestra fuerza. Siempre digo en nuestras reuniones de selección: "¡Subamos el listón!". Prefiero tener menos desfiles y que sean muy buenos que muchos desfiles pero que sean aburridos.

FNW: ¿Por qué los diseñadores de BRICS no han tenido el mismo impacto en el lujo que los diseñadores de las cuatro grandes capitales de la moda?

RT: Odio el término lujo porque no significa nada. Si tengo mucha sed, mi lujo es beber. Si estoy desempleado, mi lujo es trabajar. Si trabajo demasiado, mi lujo es no trabajar. En un país determinado, aunque haya demanda de productos muy sofisticados, primero hay que satisfacer las necesidades básicas: alimentación, educación y ocio. Cuando se crean clases más educadas es cuando hay una demanda y, por tanto, necesariamente una oferta. Las cosas evolucionarán; estoy seguro de que habrá cada vez más diseñadores africanos o chinos que tendrán mucho impacto. En especial, daremos la bienvenida a Shang Xia en la próxima Semana de la Moda de París.
 
FNW: ¿Cuáles serán las principales tareas de su sucesor?

RT: La mayor tarea será idear un programa emocionante, motivador y desafiante.
 
FNW: En todos sus trabajos anteriores, ¿cuáles son las cosas más importantes que ha aprendido y ha querido utilizar en la federación?

RT: Trabajo en equipo, trabajo en equipo, trabajo en equipo y escuchar. Como me dijo una vez un médico: cuantas más personas inteligentes haya alrededor de la mesa, mejor. Yo creo mucho en eso. Creo en la idea de hablar directamente con los demás. Eso está en peligro hoy en día. En nuestro negocio, no debemos olvidar a las personas, hombres y mujeres. En nombre del crecimiento, del marketing, la gente trabaja cada vez más en silos. La gente se siente cada vez más sola. La moda es una excitación permanente y hoy se habla mucho menos del producto. Creo que las cosas se hacen bien cuando los hombres y las mujeres son felices y hablan juntos.

Copyright © 2022 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.